, , ,

Informe Mensual: El Salvador, Marzo del 2012

viernes, 30 de marzo de 2012 Leave a Comment


















March 30, 2012 | Linda Garrett, Center for Democracy in the Americas

Informe Mensual: El Salvador, Marzo del 2012

Una versión del informe en formato PDF está disponible aquí.

Resumen:

El tumultuoso proceso electoral de medio período de la Asamblea Nacional y las municipalidades de El Salvador concluyó de forma ordenada el 11 de marzo con pocos problemas serios. En el transcurso de los días siguientes, se retiró la propaganda de las campañas, los salvadoreños se prepararon para disfrutar de unas largas vacaciones de Semana Santa en la playa y la clase política se sumió en un análisis postelectoral de victorias y derrotas. En el seno de la Asamblea Legislativa, surgieron de inmediato las negociaciones, a medida que los dos partidos mayoritarios (ARENA y el FMLN) —ninguno obtuvo una mayoría— se lanzaban a buscar votos entre las agrupaciones políticas más pequeñas para garantizarse el éxito en torno a diversos asuntos críticos que les esperan. Ahora que ya finalizaron las elecciones del 2012, empezó de inmediato la contienda presidencial del 2104, en tanto los esperanzados candidatos compiten inmediatamente por quedar bien situados.

Las encuestas prelectorales fueron bastante atinadas y los resultados no mostraron mayores sorpresas. ARENA se recuperó de la derrota presidencial que experimentó en el 2009 —su subsiguiente división y la formación de GANA, el nuevo partido a raíz de esta escisión —con un 2,9 por ciento más que el FMLN. El Frente, que es el partido gobernante, perdió cuatro diputados al igual que la contienda electoral por la alcaldía de San Salvador, la capital del país. Pero más traumático aún para este partido fue la pérdida de seis enormes municipalidades en el área metropolitana, todas las cuales representan baluartes históricos de la izquierda. Por su parte, GANA, el partido que surgió a partir de la división de ARENA, ganó suficientes votos para transformarse en la tercera fuerza política y en el primer partido escindido que sobrevive a un proceso electoral.

A finales del mes, una tregua potencialmente trascendental entre dos poderosas pandillas dio origen a una disminución aparente de la violencia pandillera. Los aspectos específicos, tales como los partidos que se sentaron en la mesa de negociaciones y los términos de éstas, se han mantenido en secreto y se han refutado en gran medida, ya que tanto los líderes pandilleros como el Presidente Funes y el Ministro de Seguridad y Justicia, David Munguía Payés, han negado cualquier negociación entre el gobierno y los dirigentes de las pandillas. El periodismo investigativo de El Faro, que sugiere la participación gubernamental en la tregua, ha originado amenazas de estos líderes pandilleros, especialmente dirigidas al editor Carlos Dada, lo cual ha generado preocupación por su seguridad y la de sus colegas periodistas. La incertidumbre en torno a los orígenes y el futuro de esta tregua, junto con la ausencia sin explicaciones del Presidente Funes de la vista pública por 17 días, contribuyó a un persistente malestar por los cambios en el aparato y la estrategia de seguridad.

Mientras tanto, surgió una noticia alentadora en la Academia Nacional de Seguridad Pública (ANSP), pues la misma anunció que el 63 por ciento del nuevo grupo de graduandos está formado por mujeres, lo que representa un cambio histórico en la composición de género dentro de la fuerza policial. De 253 graduandos, 160 son mujeres y 97 son hombres. Los futuros grupos de graduandos deberán estar compuestos por al menos un 40 por ciento de mujeres, en comparación con un promedio del 10 por ciento antes del 2009. Bajo la administración de Funes, la Academia ha aplicado reglamentos estrictos en contra del acoso sexual y sus esfuerzos de reclutamiento se han dirigido a las mujeres.

La cara nueva de la PNC

Elecciones:

“Vendieron los candidatos como si estuvieran vendiendo jabón”.
Comentarista, TV10
“Fue una campaña de caras lindas sin contenido”.
Jeanette Aguilar, Directora del IDHUCA, TV6

Cuando se reúna el nuevo cuerpo legislativo el 1° de mayo, ARENA contará con 33 diputados, el FMLN con 31, GANA con 11, Conciliación Nacional (CN) con 6, Cambio Democrático (CD) con 1, el Partido de la Esperanza (PES) con 1 y una coalición del PES y de CN con 1. Para lograr un voto mayoritario se necesitan 43 diputados, mientras que una mayoría absoluta requiere de 56 votos. Todo deberá negociarse en la deslucida Asamblea, institución que cuenta con uno de los grados más bajos de aprobación en el país. De los 84 diputados, 23 son mujeres, lo que representa un aumento de cinco escaños en comparación con el 2009.

En cuanto a las 262 municipalidades, los principales ganadores fueron ARENA con 116, el FMLN con 95, CN con 25 y GANA con 17, mientras que los partidos más pequeños y las coaliciones obtuvieron el resto. Todos los resultados están disponibles en la página de Internet del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) del país: www.elecciones2012.tse.gob.sv.

A pesar de las preocupaciones sobre el hecho que las reformas electorales (votaciones en los barrios, listas abiertas y candidatos independientes) confundirían a los votantes, diversos observadores internacionales y analistas locales consideran que las elecciones del pasado 11 de marzo para escoger a los legisladores y a los funcionarios municipales —las novenas elecciones desde la firma de los acuerdos de paz en 1992— lograron un alto grado de éxito. Si bien surgieron ciertos pequeños problemas logísticos y disputas en algunas áreas, se elogió la labor del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) y de su ecuánime Presidente, Eugenio Chica, por la sofisticación técnica, la transparencia y la eficacia de las tareas.

Si embargo, fue preocupante el alto índice de abstencionismo, pues la cantidad de votantes fue de menos del 50 por ciento, en comparación con el 62 por ciento durante las elecciones presidenciales del 2009 y el 67 por ciento en el 2004. ARENA, el FMLN y GANA desarrollaron exorbitantes campañas propagandistas, pero aparentemente éstas no lograron inspirar al electorado.

José María Tojeira, de la UCA, atribuyó en gran medida la apatía de los votantes a la mediocridad de las campañas, al igual que a la falta de debates, análisis y proyectos serios. Durante una entrevista televisiva en vísperas de las elecciones, Tojeira señaló que “la gente está desilusionada de los candidatos que emiten frases sin contenido, sin debate”. El padre Tojeira reconoció la labor del TSE y la falta de problemas graves durante la votación, pero advirtió que los partidos políticos “están en peligro si no cambian”. Él afirmó que los partidos tienen la responsabilidad de “presentar proyectos serios, no sólo ideas abstractas”.

La apatía electoral provino de los votantes independientes y los de izquierda. ARENA ganó con sólo un 2,9 por ciento más, pero el FMLN perdió unos 140,000 votantes, la mayoría independientes de la clase media urbana que apoyaron al partido en el 2009 pero que se han desilusionado debido a la falta de avances en diversos temas fundamentales en el ámbito económico y de seguridad pública. El FMLN ha centrado su atención en los programas sociales para la mayoría empobrecida, pero tal como lo admitió Roberto Lorenzana, vocero del partido, durante una entrevista en el canal nacional TCS, éste no ha logrado llegar a la clase media.

Si bien los dos partidos mayoritarios obtuvieron sus denominados “votos duros”, ninguno logró una cantidad suficiente como para garantizarse la mayoría. Ambas agrupaciones necesitan a los independientes, los cuales representaban el 49,1 por ciento sin preferencia partidaria apenas unas semanas antes de las elecciones. ARENA logró atraer algunos al “moderar su discurso”, según Jeanette Aguilar de la UCA, quien afirmó durante una entrevista televisiva que el FMLN “debe ser mucho más moderado” para poder atraer a estos votantes independientes.

El analista Roberto Rubio atribuyó esta menor cantidad de votantes al descontento generalizado que existe con la clase política en conjunto y señaló que el FMLN perdió la iniciativa como el partido del “cambio”, lo cual en última instancia benefició a ARENA. Rubio afirmó que ARENA presentó a nuevos candidatos jóvenes y respaldó una reforma electoral progresista que exigió el uso de listas abiertas. Por su parte, el FMLN insistió en aplicar el viejo método de promover sólo su bandera partidista y postuló a sus líderes históricos con muy pocos rostros nuevos.

Una joven votando por primera vez

ARENA gestionó una inteligente campaña de relaciones públicas encabezada por el popular alcalde de San Salvador, Norman Quijano, y por la atractiva ex Vicepresidenta Ana Vilma de Escobar, quien encantó a los medios de comunicación con su habilidad para bailar cumbias y palmeó tortillas con las mujeres en el mercado. En cambio, la campaña del FMLN careció de ingenuidad y creatividad, y la misma presentó un “mar de rojo” y eslóganes como “seguir con el cambio”, algo muy difícil de valorar entre la gente que no ha recibido ningún beneficio a partir de este “cambio”. Quizás los dirigentes del partido pecaron de estar demasiado confiados, pero tampoco lograron observar el descontento entre los miembros de las bases y la falta de entusiasmo entre los votantes independientes. GANA, el partido que se presentó a sí mismo como de “derecha humanitaria”, atrajo a algunos de estos independientes que no se atrevieron a votar por ARENA.

Mucha de la apatía se generó en la izquierda. El partido perdió los votos de algunos simpatizantes y militantes, desalentados por la falta de comunicación entre la dirigencia y las bases y por las decisiones lamentables que se tomaron, lo que incluye la imposición de candidatos en algunas comunidades de gran relevancia y la dudosa postura que asumió el partido el año pasado en apoyo al tan controversial Decreto 743, el cual intentó reprimir a los magistrados progresistas de la Corte Suprema.

“Para el FMLN, esta derrota es una oportunidad de hacer un ejercicio de reflexión profunda,
de identificar los errores en la toma de decisiones y hacer los cambios necesarios”
Félix Ulloa, Director Nacional del Instituto Democrático

“El reto para el FMLN es reinventarse… reconocer sus errores, enmendarse
y estar en condiciones para ser competitivos para el 2014 y el 2015”
Roberto Cañas, Analista

Esta fue la primera prueba electoral del FMLN como partido en el poder y fue una dura lección sobre liderazgo tanto dentro del partido como de los oficiales electos. Según un comunicado que emitió el partido después del anuncio de los resultados, “fue una victoria aceptable”. Los dirigentes hicieron un llamado a los militantes a “no perder la batalla o desanimarse” y afirmaron que “voltearían la página” y empezarían a trabajar con miras a la contienda electoral del 2014.

Pero no todos están listos para darle vuelta a la página sin cuestionar a los dirigentes en el poder desde el 2004 y que ahora enfrentan una serie de críticas de los reformistas del partido, tanto de derecha como de izquierda. Un periodista de Contrapunto arremetió contra la “crónica incapacidad de su dirigencia para modernizar su liderazgo, su programa, su imagen y sus colores, para los nuevos tiempos democráticos”. El 12 de marzo, durante una conferencia de prensa muy poco animada, Roberto Lorenzana, vocero del FMLN, señaló que la dirigencia asumió la responsabilidad y aceptó la pérdida “con un espíritu autocrítico”. Él insistió que habría una “especie de antes y después” en el proceso de toma de decisiones, pero fue enfático en afirmar que la dirigencia no cambiará.

Varios analistas indicaron que los votantes están madurando y viendo más allá de los eslóganes partidistas para apoyar a los oficiales electos que se desempeñen bien. El popular alcalde de Santa Tecla, Óscar Ortiz, quien pertenece al FMLN, representa un caso concreto, pues ganó de forma abrumadora su cuarto período como alcalde. Ortiz ha ido en busca de una variedad de partidos y organizaciones, y ha transformado a Santa Tecla en un modelo de desarrollo. En cambio, otros miembros del FMLN que por mucho tiempo se han desempeñado como alcaldes en las grandes municipalidades metropolitanas, tales como Soyapango y Mejicanos, no lograron ejecutar mejoras en sus comunidades, desatendiendo diversas necesidades básicas como la iluminación de las calles, la recolección de basura y la limpieza pública de las comunidades. Tal como lo explicó un analista, una cosa es ocupar un cargo público y otra lograr ser un(a) administrador(a) eficaz. Por su parte, el alcalde de San Salvador, Norman Quijano, de ARENA, ha hecho esfuerzos concertados para realzar la zona del centro de la ciudad, la cual históricamente ha sido caótica. Si bien los cambios podrían ser cosméticos, los mismos son visibles y Quijano logro su relección con una proporción de 3-1.

“Somos parte del gobierno pero no somos el partido del gobierno”
Sigfrido Reyes, diputado del FMLN y Presidente de la Asamblea

La relación entre el Presidente Funes y el partido que lo llevó al poder ha sido disfuncional durante casi los dos años y medio de su administración y la presencia del mandatario fue casi invisible durante y después de la campaña. Durante una entrevista televisiva después de las elecciones, Medardo González, Secretario General del FMLN, aseveró que el partido necesita restablecer la relación: “Estamos de acuerdo en mucho y podemos trabajar juntos con el objetivo de evitar que ARENA retome el gobierno (en el 2014)”. Roberto Lorenzana añadió que la clave para el éxito en el 2014 es que el gobierno de Funes “tenga éxito”.

Algunos analistas consideran que el partido pagó su precio por las decisiones que tomó el Presidente y en las que el FMLN no tuvo participación alguna; si bien el partido se encarga de varios ministerios, el mismo carece de voz en cuanto a las políticas económicas y fiscales y, desde noviembre del 2011, ha perdido el control de los puestos de seguridad e inteligencia que ahora están en manos de oficiales militares retirados y nombrados por el propio Presidente Funes.

“Apoyé a Mauricio Funes [como el candidato del partido]”, afirmó el ex diputado y dirigente del FMLN Fabio Castillo, añadiendo que “he dicho públicamente que he ido al Muro de los Lamentos a lamentarme”. Hay presión para que el FMLN se distancie del Presidente y se dé a conocer como una fuerte oposición, en vez de como el partido en el poder obligado a defender o aceptar calladamente las decisiones ejecutivas. “¡No sean bipartidistas!” declaró Dagoberto Gutiérrez, ex miembro del FMLN y ahora perteneciente a la izquierda radical: “¡Sean izquierdistas!

El analista Félix Ulloa sugirió que el partido desatendió tres elementos fundamentales para el desarrollo de un partido democrático: la transparencia, la democracia interna y el reclutamiento de nuevos sectores, pero agregó que los resultados de las elecciones representan una oportunidad para hacer los cambios necesarios. Roberto Rubio, director de la Fundación Nacional para el Desarrollo (FUNDE), opina que el partido debe definir más claramente “qué significa ser de izquierda” y reformular sus relaciones ideológicas y económicas.

Por su parte, el alcalde de Santa Tecla, Oscar Ortiz, declaró que el partido debe renovarse, “no sólo de personas, sino también de ideas y propuestas”.

“Ganamos un premio por nuestro trabajo después de la traición”
Ernesto Muyshondt, dirigente de ARENA, TV12

Los dirigentes de ARENA celebraron su “triunfo nacionalista” justo tres años después de la derrota y la “traición” al partido por parte de 12 diputados que se separaron para formar GANA. Entre los diputados de reciente elección y escogidos nuevamente en representación de ARENA se encuentran Roberto D’Aubuisson júnior, hijo del célebre fundador de ARENA, y el Coronel retirado Sigfrido Ochoa Pérez, presunto responsable como oficial en jefe de las tropas que perpetraron las masacres en Cabañas en 1982. Más recientemente, Ochoa Pérez participó en una disputa muy pública con el Presidente Funes, a quien le agradeció su victoria.

ARENA logró una impactante recuperación de las dificultades que experimentó hace dos años, pero sus líderes de la “vieja guardia” también enfrenta retos considerables. Según el analista Roberto Rubio, se ha cuestionado la lealtad de algunos diputados. Rubio también señaló que hay rumores de que otro grupo de “traidores” podría abandonar el partido, lo cual amenazaría la posición de ARENA dentro de la Asamblea. También hay peticiones para que el poderoso dirigente del partido, el ex mandatario Alfredo Cristiani, renuncie. Jorge Daboub, Presidente del grupo empresarial ANEP, señaló que quizás Cristiani deba dimitir, pero que es más importante “definir hacia dónde van y la persona más idónea para llevarlos al puerto… no dormirse en sus laureles”.

“Me encantaría ser Presidente de nuevo”
Tony Saca, ex mandatario

“Tengo la experiencia, tengo más trayectoria que cualquier otro que se pueda estar mencionando”
Norman Quijano, Alcalde de San Salvador

La contienda electoral con miras al 2014 ya empezó, y Tony Saca y Norman Quijano son los primeros que arrancaron.

El ex presidente Saca, a quien se le expulsó de ARENA en el 2009 y que presuntamente fundó GANA, el partido escindido, reúne los requisitos para postularse nuevamente según la disposición constitucional sobre un período intermedio de cinco años, a partir de la conclusión de su mandato presidencial. Saca es una personalidad popular y carismática y también es el propietario de numerosas estaciones radiales que utiliza para transmitir mensajes populistas: “¡Juntos podemos construir un mejor El Salvador!” Se dice que el ex mandatario es cercano al Presidente Funes y aunque no se han corroborado, hay muchos rumores sobre la procedencia de su fortuna y acerca de sus conexiones. Se espera que Saca se postule como el candidato de GANA, con la intención de obtener el apoyo de los votantes que están desencantados tanto con la derecha como de la izquierda. Justo unos días después de la elección, se colocaron en la capital afiches del “Movimiento Cívico para el Cambio”, los cuales incluían una foto del ex mandatario.

Por su parte, Norman Quijano se ha venido promoviendo de forma abierta después de su relección el 11 de marzo como alcalde de San Salvador, pero no es la persona predilecta de Cristiani, dirigente de Arena, quien públicamente desairó a Quijano por su declaración de que una alianza con GANA sería imposible. Mientras tanto, la ex Vicepresidenta y actual diputada por Arena, Ana Vilma de Escobar, recibió la mayor cantidad de votos en las elecciones y hay quienes la consideran como una posible candidata a la presidencia. También se ha hecho mención de otro diputado nuevo por ARENA, Edwin Zamora, un rostro nuevo que podría atraer a los votantes.

Antes de las elecciones, se decía que el FMLN estaba considerando como su candidato al ex comandante del Frente y actual Vicepresidente, Salvador Sánchez Cerén, pero la dura realidad de los resultados podría obligar al partido a cambiar de estrategia. Entre los otros nombres mencionados se incluye a Hato Hasbún, Secretario de Asuntos Estratégicos; a Sigfrido Reyes, diputado y Presidente de la Asamblea Nacional; a Hugo Martínez, Ministro de Relaciones Exteriores; y a Óscar Ortiz, Alcalde de Santa Tecla. También es posible que el partido nuevamente busque a otros candidatos afuera del mismo; se dice que el actual Ministro de Seguridad, David Munguía Payés, tiene ambiciones presidenciales y se pensó en él como un posible candidato antes de su nombramiento como ministro. Ahora su destino político depende del éxito de la estrategia de seguridad que él dirija.

Seguridad:

“Las fuerzas militares en Guatemala, Honduras y El Salvador seguirán siendo llamadas
a jugar un papel importante en materia de seguridad doméstica en los años venideros”
Douglas Fraser, Comando Sur de los Estados Unidos

“Eso de que hay militarización es una campaña de la izquierda radical”
Presidente Mauricio Funes

El llamado de Otto Pérez, Presidente de Guatemala, a la legalización de las drogas movilizó de inmediato a Washington. Poco tiempo después de su declaración, la Secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, y el Vicepresidente Joe Biden visitaron la región para destacar la oposición de los Estados Unidos a la legalización y para plantear asuntos urgentes de seguridad. Douglas Fraser, General de la Fuerza Aérea y jefe del Comando Sur, testificó ante el Comité de Servicios Armados de la Cámara de Representantes sobre el importante papel de las fuerzas militares de la región en la seguridad pública, una declaración que el mismo clarificó al día siguiente, afirmando que el uso del ejército debe ser “temporal…La solución no es militar. No estamos defendiendo una solución militar”. Fraser advirtió que el crimen organizado en el ámbito transnacional y las actividades delictivas “amenazan con sumir a la región en una violencia que no se ha observado desde las guerras civiles de los años 80”.

Según William Brownfield, Subsecretario de Estado de Asuntos Internacionales sobre Narcóticos y Aplicación de la Ley, la estrategia antipandillas de El Salvador ha logrado tanto éxito que se podría reproducir en Guatemala y en Honduras. Brownfield afirmó que “ya pasó el tiempo de hablar y es momento de actuar” y sugirió que podrían transcurrir cinco años hasta que se pueda controlar la violencia, por lo que hizo un llamado a la “paciencia estratégica y la valentía”, haciendo énfasis en el hecho que el papel de la policía y el ejército debe diferenciarse del de las unidades militares desplegadas “solo en emergencias” y por períodos limitados, “para evitar la militarización de la misión policial”.

Ha incrementado la asistencia técnica y los asesores del FBI han capacitado a la nueva unidad antipandillas, la cual está compuesta por una élite de 335 miembros. El 13 de marzo, diversos jueces, agentes policiales y fiscales de Guatemala, Honduras, Colombia, Perú y El Salvador participaron en un taller “antiextorsiones” conducido por el FBI como parte de la iniciativa denominada “Asocio para el Crecimiento”.

Mientras tanto, la Sala de lo Constitucional está deliberando una recusación sobre los nombramientos del General (retirado) David Munguía Payés como Ministro de Defensa y del General (retirado) Francisco Salinas como jefe de la Policía Nacional Civil (PNC). La Constitución política estipula específicamente que un civil debe ser el jefe de la policía, establecida como resultado de los acuerdos de paz de 1992. Salinas se retiró oficialmente del ejército tan sólo unas horas antes del anuncio de su nombramiento, mientras que Munguía Payés se retiró en junio del 2011.

Aunque los funcionarios tanto de El Salvador como de los Estados Unidos niegan públicamente cualquier intento de militarizar la seguridad pública, un diplomático occidental expresó privadamente su preocupación sobre lo que se denomina “mission creep”, mientras que las organizaciones de la sociedad civil han venido observando tendencias preocupantes a lo largo de los países que conforman en Triángulo Norte: Guatemala, Honduras y El Salvador. Según la Prensa Libre de Guatemala, soldados “armados hasta los dientes” rondan las calles: “Aún abiertas las heridas que dejaron los regímenes militares, Centroamérica es ahora teatro de una nueva guerra”.

“Estamos de vacaciones”
El integrante de una pandilla

¿Fue un diálogo, una mediación o una negociación?

Una vez más, los intrépidos reporteros investigativos de El Faro han “soltado una bomba”. Tan sólo unos días antes de las elecciones, la publicación en línea reveló una noticia en la que se aseveraba que el gobierno había negociado acuerdos sin precedentes con los dirigentes más peligrosos de las pandillas que se encuentran en la cárcel: los cabecillas de la Mara Salvatrucha (MS) y de Barrio 18. Según las fuentes de El Faro, las negociaciones dieron origen al traslado, entre el 8 y el 9 de marzo, de 30 dirigentes de las pandillas del penal de máxima seguridad en Zacatecoluca a un plantel de seguridad mínima, a cambio de una tregua en los homicidios. Se emitieron órdenes dirigidas a los integrantes de las pandillas en todo el país para que suspendieran los homicidios a partir del 10 de marzo —un día antes de las elecciones— “hasta nuevo aviso”. Y los homicidios disminuyeron de un promedio de 14 a 6 diarios el día de las elecciones, y a 2, 3 y 5 durante los tres días siguientes. Según El Faro, el Coronel Molina Montoya, del Organismo de Inteligencia del Estado (OIE), se encargó de diseñar la estrategia y posiblemente se incluyeron beneficios económicos para los familiares de algunos de los dirigentes. Otros informes de prensa confirmaron el traslado de los prisioneros el 8 de marzo, “sin explicación” por parte de las autoridades.

La respuesta gubernamental al informe fue negarlo rápidamente. En una carta a los colegas, Carlos Dada, editor de El Faro, escribió acerca de la reacción y sobre el alto nivel de riesgo que enfrentan los periodistas bajo el entorno actual. Por su parte, el Ministro de Justicia y Seguridad, David Munguía Payés, respondió al convocar a una reunión extraoficial de gerentes y editores de los principales medios de comunicación, pero excluyó a El Faro. Munguía Payés negó cualquier negociación con las pandillas y afirmó que estaba preocupado por la seguridad de los reporteros de El Faro, sugiriendo ominosamente que los mismos corren peligro por haber publicado esa información y que “deben recordar lo que le pasó a Cristian Poveda” (un productor de documentales asesinado hace dos años, presuntamente por los pandilleros). En una entrevista con el Knight Center, Carlos Dada expresó su preocupación “de que las autoridades ya estén culpando a las pandillas por cualquier cosa que nos pueda suceder”.

Poco tiempo después de la reunión a puertas cerradas, el Ministro convocó a una conferencia de prensa. Nuevamente, él negó cualquier negociación y en vez de ello se refirió a una serie de circunstancias desconectadas pero aparentemente simultáneas, para explicar los traslados de las cárceles. Entre sus explicaciones, él incluyó el hecho que varias “mesas de esperanza” se habían llevado a cabo en los penales, que el obispo militar Fabio Colindres y el ex guerrillero Raúl Mijango habían solicitado algunos traslados por “razones humanitarias”, que los oficiales de inteligencia habían recibido información sobre un “un plan de fuga masiva” mediante el uso de misiles antitanques robados en Honduras para atacar la cárcel, que la ejecución de mejores operaciones policiales había dado origen a una reducción de los homicidios y finalmente, que algunos de los prisioneros estaban llegando al fin de sus condenas y por consiguiente se les podía trasladar a las instalaciones de seguridad mínima. Cuando se le preguntó si El Faro había mentido, el Ministro respondió: “No, yo diría que la publicación es imprecisa, hay elementos que son ciertos y otros que no son ciertos”.

El obispo militar negó rápidamente su participación en las “negociaciones”, insistiendo que él simplemente había mediado en un acuerdo entre la MS y el Barrio 18. Colindres también afirmó que “esta súbita reducción de la criminalidad no debe ser motivo de sospechas infundadas para nadie”. Asimismo, el obispo Colindres se rehusó a brindar detalles específicos y dio a entender que los prisioneros habían experimentado una conversión. Al respecto, el padre Antonio Rodríguez, un sacerdote con diez años de experiencia trabajando con las pandillas en Mejicanos, comentó que “no creo en la conversión de la noche a la mañana, y menos ellos”. Hace dos años, el padre Rodríguez fue despedido de una comisión gubernamental por sugerir al gobierno que entablara un diálogo abierto con las pandillas.

“Pedimos que se nos traten como seres humanos”
Comunicado de MSX3y la Pandilla 18

El 22 de marzo, se emitió un comunicado que alegaba provenir de los “voceros nacionales” de dos pandillas —la Mara Salvatrucha y el Barrio 18— que durante la última década han librado cruentas batallas territoriales, las cuales han originado la muerte de miles de personas, en especial de jóvenes.

Quienes redactaron el comunicado negaron cualquier negociación con el gobierno y denunciaron lo que denominaron una publicación “irresponsable, tendenciosa y perversa” de El Faro y se dirigieron directamente a su editor, Carlos Dada, recordándole que los integrantes de estas pandillas son personas que “juegan con la vida” porque no tienen nada que perder. Arremetiendo contra el informe de El Faro, el comunicado sostiene que “según nuestros códigos, [este informe] nos pone en una situación de haber cometido traición a los más de 100,000 miembros… para que seamos sujetos de las represalias de tales hechos”.

Los dirigentes pandilleros encarcelados dijeron que desde el año pasado se han venido reuniendo bajo los auspicios del obispo para plantear los problemas del país y las condiciones carcelarias inhumanas. El comunicado reconoció que las pandillas forman parte del problema “como consecuencia de la guerra” y “la exclusión, la marginación, la represión y la sobrevivencia”, señalando que también “podemos ser parte de la solución”.

Asimismo, el comunicado afirmó que este también es su país. Por primera vez en 20 años, se ha abierto un proceso histórico y como “gesto de buena voluntad” se han suspendido todos los ataques contra la policía y el ejército.

El 26 de marzo, se celebraron reuniones históricas y misas de acción de gracias por separado en las prisiones en las que se encuentran encarcelados los miembros de ambas pandillas. El obispo Colindres, el Nuncio Papal Luigi Pezzato y otras personas se reunieron con miles de miembros de las pandillas, los cuales pidieron públicamente perdón y “la oportunidad de cambiar”. Carlos Mojica (“Viejo Lin”) de la 18 afirmó que el proceso “no es un cese al fuego o una tregua… Visualizamos este proceso como un proceso de pacificación definitiva para nuestro país”.

“Si como sociedad no les ofrecemos ninguna alternativa, los resultados
continuarán siendo los mismos por tiempos inmemoriales”
Nelson Rauda, Director de Centros Penales

Diversos analistas expresaron su malestar debido a la falta de transparencia en los traslados de los prisioneros y en torno a la tregua. El sacerdote jesuita Rodolfo Cardenal de la UCA se preguntó “¿Qué hay detrás de todo esto? “¿Cómo puede ser posible que la seguridad del Estado permita que entren cohetes otra vez?” Cardenal también dijo que la tregua entre las pandillas podría estar vigente para los que están en la cárcel, pero ¿qué va a suceder con los integrantes de las pandillas y sus familias que sobreviven a costa de las extorsiones? “¿Cómo van a vivir?”. El sacerdote también afirmó que “es casi una amenaza disimulada que si [el gobierno] no resuelve los problemas de las personas que están afuera [de la cárcel]… se van a unir, el problema de las extorsiones va a continuar”.

Durante las dos semanas después del anuncio de la tregua, el índice de homicidios se redujo en un 59 por ciento, pero continuaron las extorciones, según los propietarios y los conductores de autobuses, quienes deben pagar hasta $2,000 al mes para su protección.

Ya sea que se negociaron o mediaron los traslados carcelarios, la tregua representa una oportunidad sin igual para reducir la violencia en el país, pero también es un reto para que el gobierno actúe rápidamente para mejorar las horrendas condiciones en los centros penales y para ofrecer oportunidades a aquellos que están afuera dispuestos a hacer de esta tregua algo permanente.

Mientras tanto, desde el 1° de enero de este año, se han arrestado a 3,000 presuntos miembros pandilleros y miles más podrían apresarse si la estrategia antipandillas se ejecuta en su totalidad después de las vacaciones de Semana Santa; es decir, a mediados de abril, como se ha programado. Los funcionarios de seguridad están batallando por buscar instalaciones adicionales para albergar a los prisioneros, lo cual incluye el uso de maquilas vacías, pero el sistema judicial sigue casi sin funcionar: de los más de 52,000 arrestos que se efectuaron en el país el año pasado, únicamente se enjuiciaron 80 de los 1,400 casos en San Salvador, según lo informó el Juez Samuel Lizama.

El Ministro de Seguridad Munguía Payés siempre ha insistido que el 90 por ciento de los homicidios está relacionado con las pandillas y ha prometido reducir tal cantidad en un 30 por ciento durante este año.

Según un informe del New York Times, una fuente de inteligencia confirmó que desde el nombramiento de Munguía Payés en noviembre pasado, se han planteado ofrecimientos para “un trato o negociaciones”. ¿Hubo negociaciones y exactamente qué se negoció? Además, ¿forma esto parte de una seria estrategia diseñada como alternativa a la represión, para reducir la violencia sin recurrir a una ofensiva estilo militar? El 27 de marzo, el Ministro de Seguridad sólo señaló que el gobierno respalda las labores de la Iglesia, las cuales describió como “una luz de esperanza”.

Antes de una reunión con el presidente Funes, María Otero, Secretaria Asistente del Estado para Seguridad Ciudadana, Democracia y Derechos Humanos de los Estados Unidos, que visitaba el país, dijo que las pandillas deben “deshacerse” y “desaparecer,” agregando que “es un hecho interesante que se ha dado, que todos lo estamos observando muy de cerca.”

Finalmente, después de una ausencia de 17 días, el Presidente Funes convocó a una rueda de prensa el 28 de marzo y desmintió la participación del gobierno en las negociaciones, diciendo solamente que los esfuerzos de la iglesia de llegar a un entendimiento fueron “facilitados” por su administración. El Presidente propuso un amplio acuerdo nacional, para generar “un cambio de modelo económico y social… Los pandilleros tienen derecho a trabajar, tienen derecho a educación, tienen derecho a la salud.”

“El trabajo de un medio de comunicación serio implica mantener
una posición crítica, sospechosa y exigente con el poder”
Carlos Dada

La respuesta gubernamental ante el reportaje de El Faro es preocupante. Han surgido informes que señalan que los empleados de la agencia estatal de inteligencia (OIE) fueron sometidos a pruebas con detectores de mentiras para descubrir las fuentes de El Faro. El 27 de marzo, el recién nombrado Director Asistente del OIE, Coronel Simón Molino Montoya, fue despedido. El coronel, que fue asesor de inteligencia del Ministro de Seguridad Munguía Payés durante mucho tiempo, ha sido señalado como el autor de una estrategia para establecer negocios con la pandilla.

Mientras, los miembros del personal de El Faro estuvieron bajo vigilancia en el 2011 después de la investigación y el reportaje que elaboraron sobre el cártel de tráfico de drogas de Texis y ahora nuevamente están recibiendo amenazas. El Centro para la Protección de Periodistas emitió una declaración en la que expresa su preocupación por la seguridad de Dada y de otros reporteros de El Faro. Dada afirmó que el verdadero riesgo para ellos, no sólo son las pandillas, sino también “los grupos traficantes de drogas, los políticos corruptos, los jefes policiales corruptos, los jueces y los fiscales que forman parte de la red del crimen organizado”.

Derechos humanos:

Un oficial militar nombrado por la Comisión de la Verdad es deportado desde los Estados Unidos

Al ex capitán Carlos Napoleón Medina Garay, acusado por la Comisión de la Verdad de ordenar las ejecuciones sumarias de 50 mujeres, niños y ancianos en la aldea de El Junquillo, Morazán el 12 de marzo de 1981, se le formularon cargos por haber ingresado ilegalmente a los Estados Unidos y se le deportó hacia El Salvador el pasado 23 de marzo.

El caso de los jesuitas

En febrero, la Corte Suprema recibió solicitudes formales de España para la extradición de 13 oficiales militares acusados de participar en 1989 en la masacre de seis sacerdotes jesuitas, su ama de llaves y la hija de ésta. La mayoría de los magistrados han votado casi invariablemente para retrasar los procedimientos y según el juez Florentín Meléndez, esta “es una crónica de una denegatoria anunciada”. Aunque todavía no se ha anunciado un fallo, todo parece indicar que no se extraditará a los oficiales.

El Mozote

El 23 de abril, en Guayaquil, Ecuador, con la presencia de testigos e investigadores, la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) escuchará el caso de la masacre de cientos de niños, hombre y mujeres en El Mozote, Morazán, la cual se perpetró en 1981.

La muerte de una mujer en la cárcel

También se está solicitando a la CIDH que examine el caso de una mujer arrestada en el 2010 en su cama de hospital, esposada y acusada de abortar (lo cual es calificado como homicidio en El Salvador) y sentenciada a 30 años de cárcel, donde falleció después ese mismo año. El Centro de Derechos Reproductivos en los Estados Unidos, junto con organizaciones de derechos de las mujeres en El Salvador, está presentando este caso.

Santa Marta

El 22 de marzo, la comunidad de Santa Marta, Cabañas, que se ha opuesto enérgicamente a las actividades mineras, denunció lo que denominó un “plan militar” en contra de la comunidad. Desde el 13 de marzo, la policía antimotines y agentes encubiertos han conducido operaciones de seguridad en los alrededores de la comunidad aislada y los soldados han estado patrullando el área en la noche, a pesar de que “no contaban con una autorización escrita”. La comunidad considera que las operaciones, que se asemejan a las que se llevaron a cabo durante la guerra, están coordinadas por la policía y los oficiales militares locales, a solicitud del alcalde del cercano poblado de Victoria, quien respondió a las acusaciones llamando “fanáticos” a los miembros de la comunidad.

El Arzobispo Oscar Arnulfo Romero

En el trigésimo segundo aniversario del asesinato del Arzobispo Romero, el gobierno anunció la construcción de un parque memorial en el centro de la capital. El gobierno buscará la obtención de donaciones internacionales para el proyecto, el cual se ha calculado en unos $3 millones e incluirá un museo, una biblioteca y una plaza. En Nueva York, la ONU conmemoró el “Día de la Verdad” que se promulgó el año pasado y se celebra anualmente como tributo al arzobispo, quien se negó “a callar ante la violencia, el abuso y la injusticia”.

Política exterior:

El 27 de marzo, los Estados Unidos donó equipo y vehículos valorados en $1,843.000 al Ministerio de Seguridad.

Al 19 de marzo, más de 200,000 salvadoreños habían solicitado nuevamente con éxito su estatus de protección temporal (TPS, por sus siglas en inglés) en los Estados Unidos. La prórroga de 18 meses caducará en setiembre del 2013.

Los presidentes Funes, Ortega de Nicaragua y Lobo de Honduras no asistieron a la Cumbre Centroamericana celebrada en Guatemala el pasado 24 de marzo, la cual se había programado para plantear la lucha contra el narcotráfico. Según los informes, las cancelaciones de último momento fueron para mostrar su oposición a la propuesta del mandatario guatemalteco, Otto Pérez, de plantear la despenalización de las drogas. Se ha programado una mini cumbre para el 30 de marzo en San Salvador con los presidentes Funes, Ortega y Lobo, con el propósito de conversar acerca de diversos “acontecimientos sociales y económicos”.

Economía:

El futuro de ALBA en El Salvador no queda claro después de las elecciones y las preocupaciones por la salud del Presidente de Venezuela, Hugo Chávez. ENEPASA, una empresa de ALBA sin fines de lucro que pertenece al FMLN, funciona en cinco municipalidades metropolitanas, las cuales pasarán a estar bajo el control de ARENA a partir del 1° de mayo. En los días que precedieron a las elecciones, el FMLN anunció que ALBA donaría $1 millón para reconstruir las escuelas que resultaron dañadas por las tormentas del año pasado e introdujo “ALBA Alimentos”, un programa dirigido a promover la producción agrícola. Después de las elecciones, diversos dirigentes del FMLN se reunieron con el Presidente Funes para conversar sobre la posibilidad de unirse a Petrocaribe, que sería un contrato de gobierno a gobierno, con lo cual se velaría por la obtención de mejores precios para los productos derivados del petróleo. La Asamblea Legislativa tendría que aprobar un acuerdo, pero no significaría la incorporación a la Alianza Bolivariana.

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) anunció un préstamo de $200 millones para El Salvador dirigido a mejorar la estabilidad fiscal y a ejecutar iniciativas para reducir el impacto del cambio climático. El préstamo, a un plazo de 20 años y con una tasa variable de interés, deberá recibir la autorización de la Asamblea Nacional. La misma debe aprobar un total de $368 millones en préstamos para julio a más tardar.

Las remesas de la diáspora a las familias en El Salvador aumentaron en un 10 por ciento en comparación con el mismo período en el 2011, para un total de $582.1 millones en enero y febrero.

Lecturas recomendadas:

“Police Reform in Latin America”, Centro para Estudios Estratégicos e Internacionales.

“Education Reform Gets High Marks in El Salvador”, Consejo de Asuntos Hemisféricos.

“Inmate’s Lament: ‘Rather Be Dead Than Here”, New York Times

Qué hay previsto:

Del 30 de marzo al 10 de abril: vacaciones de Semana Santa

Del 10 al 30 de abril: Intensas negociaciones en la legislatura saliente sobre los nombramientos de los magistrados de la Corte Suprema de la Justicia, un nuevo fiscal general, miembros del Tribunal de Ética y la presidencia de la Asamblea.

1° de mayo: Toma de posesión de los diputados de la Asamblea Nacional y de los alcaldes locales.